I el Clan del Lobo

Relato corto de Alejandro Montero
Dedicado a Yolanda.

En cálida noche bajo Luna de Maíz en el tiempo de la cosecha.
Entra el jefe guerrero del Clan del Lobo en perdición de Rabia, espuma sale por su boca, su cuerpo se va trasformando sumido en dolorosos espasmos hasta ser poseído por Espíritu Ancestro, rebosante de fuerza e ira.

Un puñado de niños se esconden entre sus madres, las mujeres los recogen, sentándolos, serias, en sus regazos; ellas tras una pareja de mayores. todos le miran fijamente, sin miedo, aguardando unidos lo que viniere.
Uno de ellos se levanta, se dirige tranquilo a la bestia que se lanza hacia él en la locura de la sed de venganza que ciega las mentes, con intención de destrozarlo.
Clava el mayor sus ojos en Ser tan lleno de violencia causándole confusión, ruge deteniendo el ataque.

-¿Quién eres viejo, tus ojos dicen que me conoces?

-Dime Lobo, ¿cuál es la Ley del Clan?

-No conozco ningún clan, ni acepto ley alguna. Os destrozaré a todos, me saciaré de vuestra sangre y abandonaré vuestros restos para pasto de buitres y cuervos; así vuestros espíritus vagarán perdidos en esta tierra eternamente.
Levanta la zarpa preparada la envestida.

-¡Dime Lobo!
Grita el mayor, amedrentando a la bestia.

-No recuerdo

-¡Busca…!

-La Manada es lo primero, defiéndela con honor hasta la muerte ante aquellos que la pongan en peligro.

-Entonces Lobo ¿qué pretendes hacer?

El guerrero se aplaca, marcha la perdición de Rabia, se retuerce de dolor buscando la otra humanidad perdida; tumbado exhausto inconsciente sobre la hierba. Las cazadoras le auxilian, sanan sus heridas, tratan su fiebre.

La niña bruja ahuyenta los malos espíritus que acechan entre los restos de los poblados masacrados. Seca el sudor de su frente, le besa en la mejilla
-Con el tiempo, aprenderás a controlarla, aunque te aviso será doloroso.

Se sienta agotado el mayor junto al fuego, el puñado de niños saltan abrazando y besando a su ídolo, vencedor de duelo tan apasionante.
-Venid cachorros he de contaros una leyenda del Clan del Lobo…

“Hace muchas lunas, una manada de lobos que vivía en una cueva de una lejana montaña encontró un bebe humano y aunque era una cría de sus enemigos decidieron adoptarla y cuidarla como uno de los suyos; entre sus cachorros creció fuerte, veloz, astuto, valiente y noble.
Pero el joven humano lloraba desconsolado en las noches, se sentía diferente.

Una noche sin estrellas Luna afligida por su tristeza le llamo a su lado
-Dime muchacho a qué se debe tu pena.

-Quiero ser como mis hermanos, sentir y ver el mundo como ellos.

-Está bien humano, te concederé ese deseo para que puedas verlo con los mismos ojos, pero mira bien por el poderoso regalo que te hago, vayas a mal usarlo.

De esa manera el joven se convirtió en lobo y vivió con ellos como uno más durante muchas lunas. Pronto destacó por su destreza, inteligencia y arrojo; siendo elegido por el resto de la manada como su jefe, compartiendo con ellos su sangre.
Pero una partida de humanos llegó de lejos con intención de arrebatarles sus tierras y echarles de su cueva, cuna de sus ancestros que moran en paz como espíritus en Montaña Sagrada.
La violencia del enfrentamiento entre ambas razas fue tremenda. Los humanos acostumbrados a victorias fáciles, habían bajado la guardia, mostrando sus debilidades, no esperaban tan feroz resistencia y cayeron derrotados rápidamente, ninguno de aquellos invasores quedó con vida.
Los lobos se saciaron con su sangre despojando los cuerpos para las alimañas. De esa manera despertaron la sangre humana del jefe que corría por sus venas, convirtiéndose en seres mitad hombre, mitad lobo, recibiendo lo bueno de ambos; pero también se envenenaron de perdiciones que lastran los humanos, de odio, sed de venganza e ira, que no conoció el bebe humano, y se dejaron arrastrar por Rabia incontrolable lanzados en una carrera desbocada arrasando cuantos poblados humanos encontraron a su paso.
Pronto reaccionaron las tribus humanas y juntaron un numeroso y bien armado ejército que derroto a los lobos. Solo un guerrero, algunas cazadoras y un par de mayores pudieron escapar de la masacre…”

La niña bruja busca al mayor, echa sobre él la piel de la primera madre loba.
-Estamos preparados para salir, la manada ha decidido que tú seas Guía.

El mayor se levanta, observa por un momento las señales que manda cuanto hay en Tierra, las estrellas que iluminan Cielo y escucha Viento que trae ocultos mensajes de lugares lejanos.
-Caminaremos de noche y descansaremos escondidos de día, no bajéis la guardia en ningún momento, estamos en territorio hostil y somos presa fácil; no sabemos qué nos depara el camino. Regresamos al inicio, volvemos a la cueva en nuestra Montaña Sagrada.
Venid niños, caminad a mi lado, ya os contaré más sobre la leyenda de aquel jefe guerrero… cuando estemos bajo la protección de Fuego; ahora permaneced atentos y avisadme de todo lo que os resulte extraño, vosotros seréis mis ojos.

Aúlla la manada en una su amor a Luna, comienzan la marcha.

manada, lobos
http://manuelsosa.com/Mamiferos/source/lobos_la_manada.php
hombre lobo

Información adicional:
http://www.lobopedia.es/estructura-social-lobos/
Música recomendada:


Ly-O-Lay Ale Loya (Circle Dance)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s