la Fragata Fantasma II

Relato corto de Alejandro Montero
dedicado a mis amigos de la Argentina

Deambula el capitán pirata de un lado a otro del puente de mando, anda mosqueado haciendo cábalas, lame con su lengua la humedad del aire, observa atento los colores de las aguas tranquilas, no para de farfullar cada vez que mira al sol.
Gruñe apoyado sobre la baranda
-¡Eh! caballeros, se acerca un enemigo mayor que toda la armada británica, así que será mejor que busquemos refugio. Tirad de todas las velas: las cuadras, los foques, las cuchillas y la cangreja.
Más vale que no nos pille el ojo de la tormenta
eh piloto, pon rumbo al puerto pirata de las islas olvidadas

Gritan al unísono marinería y oficiales, artilleros y cocineros, todos corren a sus puestos veloces como rayos. No hay orden más deseada que pueda dar un capitán que, la de regresar a puerto.

Poco durará la alegría de la tripulación, las previsiones del capitán eran ciertas, se acerca aquel al que bautizarían como Calixto o el Gran Huracán porque ningún otro lo ha superado hasta ahora.
Ya lanza sus primeros abrazos, zarandeando la nave que viene pesada, cargada de tesoros y armas.
Así llevan un par de semanas danzando entre las bandas de lluvia, esquivando el ojo del huracán, para no caer en las fauces de enemigo tan temido.

-¡Señor! Algunos oficiales pensamos que el timonel anda herrado en sus cálculos hace días que deberíamos haber llegado, la tormenta nos ha alejado del puerto, no hay duda
Increpa un teniente de artillería

-¡No le consiento que diga eso…!
Se lanza el piloto en busca del que puso en duda su buen oficio

-Detengan esta disputa caballeros. Usted vuelva a tomar los mandos y enderece el rumbo, y usted cuádrese cuando hable conmigo
¿Qué propone que hagamos teniente?

-Algunos oficiales pensamos que deberíamos echar la carga por la borda, recalcular nuestra posición y buscar un nuevo puerto al que dirigirnos, ¡Señor!

Silva el sable del capitán, ningún ojo pudo ver como lo desenvainaba, rueda la cabeza del teniente por cubierta instantes antes de que caiga el cuerpo
-¿Alguien más piensa que es buena idea tirar mi cargamento por la borda? Antes me hundo con mi barco que derramar tan preciados tesoros en las oscuras profundidades, si lo quiera el huracán que venga y me lo arranque, pero yo no rindo nada.

-¡Un faro!, he visto la luz de un faro, allá doce grados a estribor, es el puerto Tortuga, no me cabe duda, ya huelo el perfume de sus mujeres
Alerta eufórico el guardiamarina, apuntando con su catalejo hacia destellos tan deslumbrantes

Ponen rumbo dirección a la protección del puerto, esquivando al Gran Huracán, orgullosos cantan y brindan con ron, se enfrentaron al peor de los enemigos y salieron victoriosos.

Amarrada la nave en puerto, se preparan para el desembarco. Anda la tripulación nerviosa, acicalándose, para ponerse la ropa de pasear por tierra antes de recibir cada uno su parte del botín y dejar bien guardadas las armas, nadie puede salir con ellas.

-Caballeros, zarparemos con la próxima marea alta, en cuanto caiga la tormenta. Así que dense prisa y gástenselo todo, pero no me lleguen tarde, porque el que no esté a bordo se quedará en tierra, ahora vayan y disfruten, es su merecida recompensa

Ya marcha la tripulación encandilados por las luces de colores de los posadas y tabernas, de los aromas de especias, licores y perfumes, y de los atrayentes cantos de sirenas. Llevan en sus bolsillos un buen puñado de monedas de plata y oro, y poco tiempo para gastarlo, de qué les servirá una vez regresen para embarcarse.

-eh muchacho… toma, te la has ganado
Lanza un doblón el capitán al guardiamarina que ya bajó a la dársena

La coge al vuelo, sonríe
-No pertenecería también a su viejo capitán y maestro, como siga así me quedaré con sus mejores tesoros señor

-No tientes tu suerte loro parlanchín o te rebanaré el cuello como al teniente

Sonríe a carcajadas el capitán mientras observa marchar al guardimarina, entre plumas le llevan las más bellas sílfides

Armada Argentina

Fragata Libertad Armada Argentina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s